por Redacción . Hace 2 semanas

Históricamente México fue la meca de las novelas. Allá por los años 50 actores y actrices argentinas eran venerados en ese país en donde se producían innumerable cantidad de esos productos por año, la gran mayoría, con un éxito enorme. Hoy, México ha regresado a ese rubro, en “formato Netflix” y puso al aire tres productos de altísima repercusión.

el-chapo-poster-1280x640Foto vía: cineswag.com

Co-producida por Univisión y Netflix, El Chapo es un formato de tres temporadas, que ahonda en la vida de uno de los narcotraficantes más peligrosos de ese país Joaquín Guzmán  Loera. Líder de una organización criminal que funciona mejor que muchas empresas legítimas, este elusivo y poderoso personaje se convirtió en uno de los criminales más buscados del mundo antes de ser finalmente capturado. La tercera temporada de la serie muestra cómo las alianzas del Chapo Guzmán dentro de la DEA y el gobierno mexicano comienzan a desmoronarse, desencadenando una serie de eventos que llevan a que pierda su fuerza, sus aliados y, en última instancia, su libertad.

Foto vía: premiereline.com.br

El segundo producto es “Luis Miguel” (la serie), una biografía autorizada del denominado “rey sol” quien el día del estreno de la ficción dijo que de su vida se había hablado muchísimo pero “era hora de conocer mi verdad”. La entrega es producida por MGM y Gato Grande, se emite en los Estados Unidos por Telemundo y en toda Latinoamérica por Netflix.

Foto vía: indiehoy.com

Diego Boneta es quien hace de Luis Miguel y Oscar Jaenda (actor español) en el papel de Luis Rey, el padre déspota del cantante. Desde el primer capítulo el éxito de la novela estaba asegurado por el personaje que generó, durante toda su carrera, un halo de misterio a su alrededor y de las personas que formaron parte de ella. Uno de los puntos tratados que generó mayor interés en todo el mundo, es la extraña desaparición de su madre: Marcela Basteri. Según trascendidos, Luis Miguel conoce su paradero y decidió contarle al mundo la verdad.

Foto vía: sectorcine.com

Ni bien finalizado el estruendoso éxito de Luis Miguel (la serie) allá por el 15 de julio, volvió a la pantalla un ícono de las novelas mexicanas, Verónica Castro, con un producto que mezcla lo complejo de las relaciones familiares, los engaños, los hijos ocultos y la diversidad sexual con un enorme humor negro. Se llama “La casa de las flores” y es la historia de una familia del barrio de Las Lomas, en pleno DF, que luego de la muerte de la amante del patriarca, descubre el velo y deja al descubierto que la familia modelo no era tal. Con fuertes personajes de los que se habla, hasta por su forma de hablar.

casafloresFoto vía: perfil.com

Verónica Castro, que retorna a la pantalla chica después de diez años de ausencia, sorprendió con su personaje de señora bien, fumadora de marihuana en pipa, quien, a pesar de descubrir que es engañada por su marido y que su negocio se va a la quiebra, hará todo lo posible para mantener en alto su buen nombre y honor. Incluso, delinquiendo. La notable Cecilia Suarez, como su hija, compone un entrañable personaje llamado Paulina, que utiliza una tonada muy particular, que hizo estallar las redes sociales por sus fans, una tonada que podría estar vinculada al uso de ansiolíticos.

df7cdd5782932f3058858f06eb7889eb-800x500Foto vía: lavozdeasturias.es

Excelente música, guiños con el pasado de Verónica Castro, los tabúes de la diversidad sexual se rompen. Un cabaret de mujeres trans es parte de esta trama, que quiebra con todas las estructuras familiares. Además, de una u otra manera, las relaciones interpersonales son atravesadas por la visibilidad lésbica – gay – trans que es toda una reivindicación a la diversidad y al amor por encima del qué dirán.

Foto vía: lustermagazine.com

México está al tope de los productos en español más vistos, una vieja historia de un país que sabe como nadie cuál es la fórmula del éxito.

Acerca del Autor

Redacción

Somos el staff de redactores/colaboradores de What’s on FiRe con base en Argentina, Chile, Peru, Ecuador, Colombia, Costa Rica, México, Miami y Barcelona. . ¿Esto quiere decir que preferimos no dar la cara? Al contrario. Muchos de nuestros artículos son colaborativos, así que nos gusta presentarnos como un equipo, que es lo que mejor nos define.

Entradas de

Comentarios

Más Noticias