por Alex Meier. Hace 6 meses

Andrés Moreno es un Venezolano inquieto. Estando en la Universidad co-fundó una compañía llamada Optimal, donde daba clases de inglés a ejecutivos de grandes empresas como Procter & Gamble, Sun Microsystems y Cargill. Viendo las limitaciones que tenía un esquema presencial, comenzó a pensar otra manera de hacer las cosas y, como la tecnología había evolucionado, en 2005 creó un modelo online muchísimo más escalable. Así nacía Open English.

Open English es la escuela de inglés online pionera en el mercado internacional, valuada actualmente en 350 millones de dólares. Y su mantra “La comunicación es la mejor inversion”. Gracias a esa creencia y a su perseverancia, Andrés decidió protagonizar los spots de una de las campañas más malas de la historia de la Publicidad, si se la mide con los estándares de la industria.

Para ser más precisos: si uno de sus spots se proyectara en el Festival de Cannes, seguramente el Palais du Festival se vendría abajo por la silbatina del público. Aunque, a juzgar por los hechos, se trata de una de una comunicación muy efectiva. Después de todo, es la herramienta que transformó a Open English en una de las compañías latinoamericanas más exitosas de la última década.

Es tan extrañamente exitosa la campaña de Open English, que no sólo hizo famoso a Andrés Moreno, sino a un ignoto actor del interior de venezuela llamado Adrián Lara (más conocido como Wachu) gracias a que su rostro es visto en más de 20 países desde hace más de siete años. Detrás de su aparente mal inglés, Adrián Lara supo capitalizar su presencia en pantalla para ser una estrella latina en ascenso. Believe or burst.

Acerca del Autor

Alex Meier

Sobreviviente publicitario, autodidacta compulsivo y soñador irresponsable. Aficionado a los toros, acostumbrado a decir las cosas claras, a los toros por las astas y en búsqueda constante de aplaudir una buena faena a plaza llena. Partner & CEO FiRe Perú

Entradas de

Comentarios

Más Noticias